¿Qué es la Quiropraxia?

La Quiropraxia o Quiropráctica es una profesión sanitaria, de caracter universitario, con más de 120 años de desarrollo, y que actualmente está reconocida por la Organización Mundial de la Salud. Se ocupa del diagnóstico, tratamiento y prevención de los trastornos mecánicos del sistema musculoesquelético, o sea de los huesos, articulaciones y músculos que componen el cuerpo humano, y de los efectos que estos trastornos generan en el sistema nervioso y en la salud general.

La Quiropráctica se basa en tratamientos manuales, entre los que encontramos el ajuste vertebral, las manipulaciones articulares y de tejidos blandos. Además, presta gran atención a la columna vertebral en sus tratamientos, debido a la estrecha relación que esta tiene con nuestro sistema nervioso.

En nuestra Clínica encontrarás un tratamiento único con profesionales Quiroprácticos con títulos universitarios que te entregarán el mejor tratamiento posible, suave y eficaz, para así solucionar tus problemas de salud, además de buscar una causa real a los dolores y molestias que puedas presentar.

¿Cuál es la relación entre la columna vertebral y el sistema nervioso?

La columna vertebral es una estructura importante y compleja en nuestro cuerpo. Principalmente funciona como sostén estático y dinámico, permitiendo que nuestro cuerpo mantenga la postura mientras se mueve, y recubre y protege la médula espinal. Esta última permite el flujo de información entre el cerebro y cada célula que compone nuestro cuerpo, lo que se conoce como sistema nervioso.

Un desalineamiento de la columna, o trastorno biomecánico, puede afectar la función del sistema nervioso, y por consecuente, el correcto funcionamiento del cuerpo y su salud. Esto es conocido como una subluxación vertebral o articular. Como consecuencia, se va producir una limitación en la movilidad articular junto con cambios patológicos en el nervio, músculo, ligamentos, cápsula articular y vascularización.

¿Por qué se producen las subluxaciones vertebrales o articulares?

Se producen principalmente por 3 motivos: físicos, como lo son las caídas, golpes, accidentes, movimientos repetitivos, mala postura y levantar cargas de manera incorrecta; químicos, entre los que encontramos una mala alimentación, intolerancia a ciertos alimentos, drogas, alcohol y contaminación; y emocionales como lo son el stress, la depresión, la ira y el miedo. Generalmente son indoloras, a menos que se vuelvan crónicas y generan compensaciones en varios lugares del cuerpo.


¿Qué hace entonces la Quiropraxia con las subluxaciones?

La Quiropraxia es una forma natural de cuidado de la salud, que utiliza ajustes quiroprácticos de las articulaciones y columna para corregir estas subluxaciones. Estos ajustes son una aplicación de fuerza precisa y controlada sobre un segmento o articulación de manera rápida, segura y específica. A veces se produce un sonido, que es debido a los gases que cavitan dentro de la articulación.

El objetivo del ajuste quiropráctico es restablecer la transmisión nerviosa normal, la mecánica articular normal, y el balance natural de nuestro organismo, permitiendo que el cuerpo trabaje a su óptimo estado de salud sin el uso de medicamentos ni cirugías. La quiropraxia puede aliviar el dolor, ayuda a mejorar el sistema inmune y a mantener una buena salud.


Beneficios de un tratamiento Quiroprático

La Quiropraxia o Quiropráctica tiene una gran cantidad de beneficios y características que ayudan a mejorar su salud. A continuación le entregamos 10 motivos para elegir un tratamiento Quiropráctico:

  • Tratamiento natural, sin medicamentos, sin cirugías: El tratamiento Quiropráctico está basado en terapias que se realizan con las manos, entre las que podemos encontrar los ajustes Quiroprácticos y tratamiento de tejido blando(músculos, fascia, tendones), además de ejercicios y cambios en los hábitos de vida según sea necesario.

  • Tratamiento individual y personalizado: El Quiropráctico evalúa y trata a cada paciente como persona única, por lo que el tratamiento será elegido y ejecutado según la patología y las condiciones de cada paciente por separado.

  • Reduce el dolor: No esconda sus dolores con analgésicos, ya que es la forma que tiene nuestro cuerpo de informarnos que hay algo que está funcionando mal y no es la causa del problema. Muy a menudo, estas condiciones dolorosas están vinculados a las áreas disfuncionales en la columna vertebral conocidas como subluxaciones, donde el movimiento está limitado o los huesos de la columna no están alineados. El Quiropráctico ajusta las subluxaciones vertebrales y alivia el dolor.

  • Optimiza el funcionamiento del cuerpo: Debido a que el sistema nervioso es el que controla nuestro organismo, y ya que la Quiropráctica busca restablecer el correcto funcionamiento de este, se logra mejorar nuestro estado de salud, optimizando su funcionamiento.

  • La Quiropráctica ofrece una modalidad de tratamiento único: Albert Einstein dijo “si buscas resultados distintos no hagas siempre lo mismo”. La Quiropráctica es única, tanto en el tratamiento como en su enfoque en el sistema nervioso, y su visión holística del cuerpo.

  • La Quiropráctica tiene un enfoque de prevención: Después de realizado el tratamiento, se recomienda ajustarse cada 2 meses aproximadamente a los pacientes, y a los deportistas con una frecuencia mayor dependiendo de la carga deportiva que cada uno haga, con el fin de prevenir recidivas y futuras lesiones.

  • Todos se pueden tratar con Quiropráctica: El tratamiento Quiropráctico está enfocado para recién nacidos, bebes, niños, adolescentes, adultos y ancianos, ya que es segura y está diseñada específicamente para cada paciente.

  • Mejora su calidad de vida: La Quiropráctica mejora la postura, la movilidad articular, la calidad de sueño, el funcionamiento del sistema nervioso e inmune, reduce el dolor, y tiene un enfoque preventivo, por lo que mejorará su calidad de vida.

  • Buenos resultados: Si la Quiropráctica no funcionara, habría desaparecido hace muchísimos años atrás, sin embargo ha ido creciendo y cada vez son más los que prefieren ser tratados con Quiropráctica. Está reconocida por la OMS, y es el tratamiento N°1 elegido en varios países que están más avanzados para tratar patologías musculoesqueléticas, ya que tiene altos índices de efectividad en ellas.

  • Los estudios muestran menos costos con tratamiento Quiropráctico: Cada vez más evidencia científica indica que el cuidado Quiropráctico es a menudo menos costoso y más eficaz que las opciones médicas.